LA ESCUELA DE EDUCACIÓN ESPECIAL 502 INAUGURÓ SU EDIFICIO PROPIO TRAS 57 AÑOS DE ESPERA

El establecimiento, que acompaña trayectorias escolares domiciliarias y hospitalarias, coronó ayer un proceso que llevó más de medio siglo. La nueva sede, emplazada en Avellaneda al 800, se construyó con recursos del Fondo de Financiamiento Educativo y tuvo un costo de inversión de cuatro millones de pesos. La comunidad institucional y las autoridades celebraron la concreción de obras que consolidan el acervo de la educación estatal.

La comunidad de la Escuela de Educación Especial 502 Domiciliaria y Hospitalaria “Cecilia Grierson”, por fin pudo ver materializado el sueño del edificio propio tras décadas de lucha. El acto que ayer formalizó el inicio de una nueva era dentro de la trayectoria educativa del establecimiento, se desarrolló en la vía pública con la presencia de numerosas autoridades, alumnos, docentes, padres y público que se acercaron a compartir la alegría de toda una institución. En el pasillo de acceso al nuevo “hogar”, escrita en una pizarra podía leerse la frase “Si te atreves a enseñar no dejes de aprender”, como resumen del largo camino de aprendizaje y convicción emprendido allá lejos y hace tiempo, que tuvo su punto culmine en la feliz jornada del lunes. En la primera fila se ubicaron la inspectora regional de Educación, Guillermina Levy; la inspectora jefe regional de Dipregep, Ana Isern; la inspectora jefe distrital de Educación, Carola Figueroa; la directora dela escuela, Alejandra Mortara; el intendente municipal Miguel Lunghi; el secretario de Gobierno, Oscar Teruggi; el jefe de Gabinete, Julio Elichiribehety, el presidente del Consejo Escolar de Tandil, Cristian Cisneros, acompañados por concejales, consejeros escolares, funcionarios municipales y demás autoridades educativas. Cabe consignar que la nueva sede se construyó en una parte del predio ubicado en avenida Avellaneda al 800, donde antiguamente funcionaba la Escuela 501 y cuenta con un aula, dirección, secretaría, sala de maestros, baño para docentes, baño especial, cocina, S.U.M, patio interno y patio externo. Pudo concretarse gracias al aporte de cuatro millones de pesos del programa de obras de infraestructura escolar que el Municipio lleva adelante con recursos del Fondo de Financiamiento Educativo. Objetivos compartidos Tras el ingreso de las banderas de ceremonia y la interpretación del Himno Nacional por parte de la Banda Municipal de Música, la directora hizo uso de la palabra embargada por una profunda emoción. “Pensé en la palabra objetivos, entendí que esa palabra encierra a muchas otras. Este momento es el resultado de un objetivo compartido por todos quienes han transitado por la institución y por todos los que abrazaron la idea de la escuela. Quiero recordar el valor de la meta compartida y del trabajo en equipo”, resaltó la educadora. “Hoy Tandil cuenta con una escuela de todos y para todos, estamos orgullosos de este paso tan importante y nos proponemos nuevas metas en el marco de una enseñanza de calidad, acompañando trayectorias de estudiantes y bregando por una pronta reincorporación a sus instituciones. Esto se construye con profesionalismo amor y convicción”, expresó. A continuación, el jefe comunal destacó que “inaugurar una escuela es uno de esos acontecimientos que nos provocan satisfacción por el deber cumplido, sentimos renovadas esperanzas hacia el futuro porque ahora ellos tienen su merecido espacio definitivo, moderno y confortable”. El Intendente hizo hincapié en la tarea educativa que desempeña la institución, abocada a la enseñanza de alumnos y alumnas que por diversas dolencias no pueden concurrir a un establecimiento. “El personal de la escuela tuvo que desarrollar su inmensa tarea pasando por distintos lugares, siempre provisorios y padeciendo reiteradas mudanzas, pero siempre cumplieron con su labor garantizando el derecho igualitario a la educación, que debe ser parte de políticas de Estado que estén más allá de los gobiernos de turno y de los vaivenes políticos”, afirmó. La revolución de la educación En su alocución, Lunghi rescató el capital simbólico inestimable de los procesos educativos, que exceden lo tangible y se inscriben como espacios sociales de conocimiento, integración, convivencia, construcción de ciudadanía y de formación personal y comunitaria. “Quiero reafirmar el valor de la educación y el conocimiento como ejes centrales del desarrollo presente. Estoy convencido de que entre todos podemos hacer realidad una revolución de la educación y el conocimiento que genere verdadera integración social y progreso sostenible”, defendió, esgrimiendo como horizonte el fortalecimiento de la educación pública “que es lo mejor de nuestro pasado y lo más importante para nuestro futuro”. Posteriormente, la inspectora jefe distrital de Educación, Carola Figueroa, manifestó su alegría y orgullo por la empresa ejecutada y felicitó a quienes lo hicieron posible. “Celebro el motivo que nos reúne, Nelson Mandela dijo que un ganador es un soñador que nunca se rinde y acá se ganó la ilusión de un edificio propio, el reconocimiento de la necesidad de un espacio que albergue y contenga con propuestas pedagógicas para los alumnos en el ámbito domiciliario”, puntualizó. La autoridad local reiteró el compromiso por mejorar día a día y seguir proyectando para sostener una mirada prospectiva que abarque todas las instancias educativas e involucre todos los actores. En ese sentido, expuso: “El futuro no está determinado, se construye, se inventa, tenemos que acompañar las trayectorias educativas reales, posibles y variadas para habilitar el aprendizaje en la actualidad”. Además, reivindicó a la escuela como un espacio de ampliación de derechos que interpela el reconocimiento de nuevos escenarios escolares con propuestas que incluyan a todos los alumnos. Antes de finalizar el acto, el presidente del Consejo Escolar entregó a la directora un compendio de recortes periodísticos locales en los que se daba habida cuenta del derrotero transitado durante años en pos de conseguir la mentada obra. La jornada terminó con un recorrido y pequeño ágape en las nuevas instalaciones que cobijarán de aquí en adelante a todos los miembros de esta comunidad educativa estatal, que hoy puede disfrutar del logro alcanzado. Plegarias atendidas En diálogo con El Eco Multimedios, Cisneros se remontó a sus inicios como titular del Consejo, momento en el que recibió el reclamo de larga data que le trasladó el establecimiento. “La escuela funcionó en un montón de lugares hasta que, cuando abordamos la problemática conseguimos alquilar un espacio en 9 de julio 441, pero el lugar tenía una cédula de desalojo porque la dueña solicitó el sitio y desde ahí estuvimos evaluando y gestionando las posibilidades, y encontramos una respuesta en el Intendente”, expuso. El funcionario focalizó que la obra es uno de los primeros frutos concebidos íntegramente en el seno de la Unidad Ejecutora del Fondo de Financiamiento Educativo, en un terreno que pertenece a la Dirección General de Cultura y Educación. En una primera etapa, completada a finales de 2017, se realizaron las tareas preliminares, movimiento de suelo, estructura resistente, albañilería gruesa, desagües cloacales y pluviales. Posteriormente, en una segunda fase se completó la construcción de las diferentes dependencias, los patios y se dejó el edificio en condiciones para su funcionamiento. Alejandra Mortara, por su parte, recalcó el trabajo consulto que llevaron adelante junto al Estado para dar forma al proyecto y puso de relieve el rol que cumple la Escuela 502 en las trayectorias de los chicos. “Suele ser la escuela que aparece en la vida de las familias cuando algo no muy grato sucede, abarcamos toda la obligatoriedad escolar brindando una propuesta pedagógica acorde, cosas maravillosas pasan acá”, definió. “Nos dieron la llave y empezamos a pensar otros proyectos, queremos que sea un espacio de capacitación y de debate abierto a la comunidad, estamos preparando tres propuestas de trabajo con distintos profesionales próximamente”, anticipó, plena de felicidad por el sueño cumplido. Fuente: El Eco

La Escuela de Educación Especial 502 inauguró su edificio propio tras 57 años de espera